Love de Robert Indiana un icono muy actual

Hace ya muchos años que el mundo del arte dejó de estar dirigido a una élite especializada para dirigirse hacia el gran público, si bien las vanguardias artísticas del XIX se alejaron más de lo que ellas mismas pretendían del gran público –a día de hoy muchas de las obras vanguardistas siguen resultando extrañas para el ojo inexperto en arte- durante el siglo XX, algunas de las conocidas como segundas vanguardias hicieron el camino inverso, llevando al arte por nuevos derroteros que paradójicamente lo acercaban a la estética popular. Este fue el caso del Pop Art, una de las vanguardias que más repercusión ha tenido desde su creación por su temática amable con productos cercanos al gran público y su estética colorista que la acerca más a los anuncios que a las formas pictóricas tradicionales.

Lo cierto es que incluso a día de hoy muchas de las obras de arte pop, no son conocidas como tal por la sociedad a pesar de que reconozcan su imagen por haberla visto plasmada una y otra vez en diferentes formatos; este es el caso de algunas de las obras de Robert Clarck ya que pese a que para muchos son reconocibles algunas de sus obras más icónicas como LOVE o HOPE, pocos tienden a identificarlas como auténticas obras de la estética pop.
Robert Clarck, más conocido como Robert Indiana por ser originario del estado de Indiana, nació en septiembre de 1928. Entre los años 1949 y 1953 estudió en el Instituto de arte de Chicago y posteriormente continuó su formación en otras instituciones como la Universidad de Edimburgo o en la Escuela de Maine. Algunos de los pintores más influyentes del mundo en esta época dejaron su impronta en la obra de Clarck, así por ejemplo resulta fundamental su relación con el artista Ellsworth Kelly para comprender la simplicidad de sus formas.

A mediados de la década de los sesenta el artista recibió el encargo que lo haría mundialmente conocido

Robert Indiana que ya había triunfado con otras obras como El sueño Americano fue seleccionado por el MOMA de Nueva York para crear una postal de navidad. El diseño elegido por el artista no podía ser más sencillo, el lienzo dividido en cuatro espacios de igual tamaño y cada uno de ellos ocupado por una letra diferente de manera que la palabra queda dividida en dos sílabas, LO arriba y Ve abajo. Un mensaje sencillo y funcional que también ha tenido lecturas más contradictorias al encontrar la letra O girada hacia la derecha y con los colores en negativo. Las letras originales eran rojas y el fondo azul y verde.

Love robert indiana urban comunicacion
Indiana no registró el diseño de su producción de manera que han surgido numerosas copias en diversos formatos. Hoy en algunas de las calles más famosas de las grandes ciudades mundiales como Nueva York o Tokio encontramos grandes esculturas con este mismo diseño realizadas por el propio artista. En Nueva York por ejemplo, además de la escultura de LOVE podemos encontrar otra pieza con el mismo diseño que reza como HOPE.

 

1 comentario

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.